Es maravilloso ver cómo cambia nuestra vida, cuando nos damos un momento para parar toda actividad interna y externa y observar.

Estamos tan mecanizados; enfrascados en lo inmediato; absorbidos por la tarea, la familia, los vínculos, los hechos externos, que nos perdemos y nos alteramos.

Si no hay una cosmovisión de la vida en su conjunto, el conflicto será inevitable.

Descargar Boletín Nº 108 “Parar y Observar”



  1. Las Dalias el lunes 27 enero, 2014 a las 4:04 pm

    Gracias Andrea por tus palabras, en realidad no hay nadie sabio, son pequeñas cosas que uno expresa y de sentido común, cariños para vos y qe andes bien.

  2. Andrea el lunes 27 enero, 2014 a las 3:49 pm

    Tengo un “primo” sabio 🙂 no cualquiera eh??? Gracias Pepe por tus tan acertadas palabras. Vienen bien para alguien que vive acelerada y sin poder parar de pensar y pensar!!!! Besos a todos!!!

  3. Las Dalias el domingo 24 noviembre, 2013 a las 7:26 am

    Hola Alejandra, la nota que te comente esta en la sección Artículos de Interés, cuando entres se despliega una lista de notas, busca la que se llama “Afortunado el hombre que nada es”, sino llegas a encontrarla avisame por favor, saludos, Pepe.

  4. María Alejandra Migoya el sábado 23 noviembre, 2013 a las 11:46 am

    Hola Pepe:

    Aunque busqué en el blog, no recuerdo el titulo del artículo que me sugeriste que leyera. Si te acordás de mí, te agradecería me lo recordaras por este medio o mi mail. Estuve allá del 11 al 16 de noviebre pasado.
    Gracias desde ya,
    Ale Migoya.


0

*


Temas de Salud Natural
Ir a la barra de herramientas