¿Qué es la ansiedad?

La palabra ansiedad, según el diccionario, significa: “Estado de inquietud ó zozobra del ánimo que causa en el cuerpo inquietud ó agitación violenta”.

Hoy más que nunca en el hombre, en general, se expresa un estado de ansiedad, una muestra de ello es el auge de las técnicas de meditación, actividades físicas relajantes como el yoga, tai-chi-chuan, la búsqueda de lugares que ofrezcan relax, el agotamiento psico-físico, el marcado aumento en el consumo de ansiolíticos.

Para entender este problema habría que empezar por preguntarse ¿que es la ansiedad?, ¿que es la agitación, el apuro, la urgencia que se pone a todo lo que se hace?, ¿que es esa inquietud que se tiene durante el transcurso de gran parte del día?, ¿que es lo que le pasa a uno más allá de las circunstancias externas?

Pero claro, primero habría que preguntarse si a uno le interesa realmente averiguar que es esto e investigarlo con la mayor seriedad y llegar a un final de dicho estado, ó tal vez solo lo que se quiere es paliar los síntomas y que todo siga más ó menos igual, porque tal vez no se tiene el ánimo ni la inquietud de averiguar cuales son las raíces de estos síntomas. Debido a esto, la mayoría de las personas lo que hacen es continuar con la forma en que viven y se toman una pastilla para serenarse un poco, ó aprender una técnica de meditación que aplican al cabo del día, donde encuentran, durante el escaso tiempo en que se aplica la técnica, un oasis a su vida tan agitada, después todo continua igual, pero pareciera que esto mucho no importa; ó también le piden al protector en el que creen que les ayuden y esperan que su gracia les llegue y mejore su condición psico-física.

Una forma de abordarla

En el caso de desechar todo esto último y que se esté interesado en hacer un trabajo de investigación serio, que le lleve a uno a las raíces del estado, significaría que se está dando uno cuenta que la vida poco sentido tiene si se la vive en desarmonía y que no sería cuestión de cambiar algo, sino de comprender cuál es el origen de esta forma de actuar-pensar-sentir.

Cuando lo que se busca es cambiar algo, para sentirse mejor, sería bueno preguntarse qué es cambiar.

Según el diccionario cambiar significa: “Tomar una cosa por otra”.

En función de esto ¿podemos darnos cuenta que la persona es la misma?, la misma que vive con ansiedad es la que elige esa otra cosa, ¿se puede elegir bien cuando una persona es ansiosa? ó ¿aquello que elija hacer para salir de ese estado de inquietud, no estará teñido de los mismos impulsos que le llevan a la ansiedad?

Obviamente toda elección será muy subjetiva, pobre y limitado el resultado de dichos cambios.

Si la persona niega el buscar soluciones, si niega las justificaciones, si niega las interpretaciones, el analizar el hecho y el nombrarlo, surgirá el espacio para que el estado en cuestión se exprese, se manifieste y muestre todo su entramado. El estado al quedar expuesto, al aceptarlo, al aprender a convivir amorosamente con el, va perdiendo fuerza, se diluye, no mágicamente, sino por no reaccionar frente a el; es que realmente muchos estados conflictivos se sostienen a fuerza de la reacción contraria, ó sea el rechazo, ó sea la resistencia, eso es lo que lo sostiene, lo agranda, le da fuerza y lo perpetúa.

Vamos a ir tratando de desmenuzar todo lo dicho anteriormente.

Descargar Boletín Nº20: La Ansiedad



  1. Esta tranquilo! Por que no dejar un comentario?



0

*


Temas de Salud Natural
Ir a la barra de herramientas